Cómo enseñar a tu hijo a montar en bicicleta en 45 minutos

Si te estás preparando para enseñar a tu hijo o hija a montar en bicicleta, entonces es probable que tengas algunas preguntas.

Con pocos adultos capaces de recordar los pasos exactos que sus propios padres tuvieron en cuenta para dominar dicha habilidad, no siempre está claro por dónde empezar.

Afortunadamente, has llegado al lugar adecuado. Como profesor de Ed. física y triatleta te enseñaré que pasos debes dar parar ensañar a tu hijo a montar en bicicleta.

¿Cuánto tiempo tardarás en enseñar a tu hijo a montar en bicicleta?

45 minutos, aproximadamente. Este número puede variar de un niño a otro: depende del desarrollo de coordinación anterior.

Es importante que esperes hasta ese momento (cuando el niño haya desarrollado la coordinación) en lugar de forzarlo porque entonces puede volverse estresante.

¿A qué edad debes enseñarle a un niño a ir en bicicleta?

De cuatro a seis años. Nuevamente, la edad para cada niño puede variar ya que deben estar listos para aprender, pero si esperas más tarde, puede ser más difícil para ellos.

Si no se enseñan a montar en bicicleta antes de los seis, parece que se vuelven más cautelosos.

Es curioso pero hay una ventana cuando es más fácil de aprender y yo diría que normalmente tiene entre cuatro y seis años. Los niños aprenden copiando a otros, por lo que es una buena idea hacer un paseo delante de ellos para que puedan entender lo que tienen que hacer.

¿Cómo debes empezar a enseñar a un niño a ir en bicicleta?

Sin pedales. Conseguir el desarrollo de la coordinación de un niño en una bicicleta debe comenzar con un niño aprendiendo sobre la sensación y el equilibrio de una bicicleta.

Quitar los pedales y bajar un poco el sillín le permitirá al niño esforzarse para aprender a mantener el equilibrio y entender una bicicleta.

Es clave para mantener el sillín a una altura que le permita al niño tocar el suelo. Si es demasiado bajo, confiarán demasiado en sus pies como estabilizadores. Ojo a esto.

¿Dónde debes enseñarle a tu hijo a andar en bicicleta?

Preferiblemente en algún lugar que sea silencioso y tenga una superficie asfaltada. Trata de evitar cualquier lugar que tenga cuestas, no importa cuán pequeñas sean, después de todo, no quiere que tu pequeño acelere o se «embale» demasiado.

Una advertencia: Es tentador elegir el césped, ya que muchos creen que ayudaría a un aterrizaje suave, pero eso puede dificultar mucho el aprendizaje, ya que tendrán que empujar bastante fuerte en una bicicleta pequeña».

¿Cómo debes supervisar el aprendizaje de tu hijo?

Sujeta el torso del niño o debajo de sus axilas mientras conducen. Es importante no aferrarse al manillar, verás a los padres tratando de apoyarlos y hacer que se sientan más seguros, pero terminas peleando con ellos y eso lo hace más difícil.

Al sujetar al niño y no al manillar, aprenderán cómo reacciona la bicicleta cuando se inclina y podrás acelerar eso moviendo suavemente su torso de lado a lado mientras conducen.

¿Y después?

Ponlos a montar, pero no te vayas de su lado. Después de que comiencen a montar, es tentador dejar que se vayan solos, pero es clave quedarse a su lado hasta que tengan la suficiente confianza en detenerse.

Si se caen porque no estás a su lado para ayudarlos en las primeras etapas, podrían asustarse de la bicicleta para siempre.

Una vez que estén seguros y contentos de montar en bicicleta, es una buena idea introducir pedales, si es que aún no lo han hecho. Siguiendo los mismos pasos simples, los ajustaremos a pedalear en poco tiempo.

Enséñale a tu hijo a montar en bicicleta, resumen:

  • Las mejores edades para enseñar a tu hijo son entre cuatro y seis años.
  • Debería tardar 45 minutos
  • Comienza trabajando el equilibrio, es decir, no se centre en pedalear todavía.
  • Elige un lugar abierto y plano para comenzar, preferiblemente no hierba, ya que pueden dificultar la velocidad
  • Establecer la altura del sillín correcta
  • No sujetes el manillar, deja que la bicicleta se mueva libremente.
  • Sujeta al niño por detrás y no la bicicleta.
  • Una cosa importante para recordar es ponerlos en marcha temprano y sin pedales para ayudarlos a construir su confianza antes de comenzar a pedalear. Si lo dejas demasiado tarde, el niño se volverá vacilante y más temeroso, así que vale la pena comenzar cuando sea pequeño.

Te puede interesar: