¿Te perdiste el Prime Day?

No te preocupes, todavía puedes acceder a grandes descuentos en prácticamente todas las marcas de tecnología deportiva, échale un vistazo al listado completo de las mejores ofertas ¡Tengo todo categorizado y actualizado constantemente. Grandes rebajas en Polar, Suunto 9, Fenix 5s, 735Xt y muchos más

Todos los detalles en esta página

¡VER LISTADO OFERTAS!

Adicción al ejercicio: Buscando el equilibrio

La vida es una cuestión de equilibrio, hagas lo que hagas. Y encontrar el equilibrio entre dar lo mejor de ti para algo que te apasiona, como el triatlón, running  o cualquier otro deporte y tomarte el tiempo para cumplir con otros compromisos y ser feliz, puede ser un gran desafío.

Muchas personas llegan a «motivarse» tanto con sus objetivos deportivos que se obsesionan.

Como el último triatleta que soy, estos desafíos se acentúan aún más y se requiere algo de maestría para combinar entrenamiento, carreras, recuperación, trabajo, estudio y tiempo de inactividad (por nombrar algunos).

Constantemente buscamos superarnos, trabajar duro y, a veces, superar nuestros límites más que nunca.

Además de eso, puede que tengamos un trabajo o estar estudiando, tener que cuidar a nuestros seres queridos o tener un negocio.

Lo cuál, esta adicción puede hacer que sea un gran problema para nuestra vida

A veces la vida es un torbellino, y está bien, pero establecer un equilibrio funcional, sostenible y realista es fundamental para la progresión continua, el equilibrio de la vida y la felicidad general.

¿Cómo evitar la adicción al deporte?



A veces es bueno «perderse»

Por otro lado, es tan importante recordar que entrenar no lo es todo.

Seré el primero en admitir que quiero dar todo lo que pueda para ser lo mejor que pueda, pero eso no significa que ponga todos mis huevos en una misma sartén.

Como deportista, se espera que seas disciplinado, que comas bien, descanses lo suficiente, entrenes duro, etc., pero nadie destaca la importancia de dejarte la piel y tener un poco de «mi» tiempo.

Para algunos, esto es algo natural, pero para otros, permitirse «perderse» puede ser difícil. Y por ‘perdernos’ no necesariamente me refiero a una noche salvaje, sino a un momento en el que haces algo por ti mismo, lejos de correr, nadar o montar en bici.

Mentalmente refrescarse es tan importante como refrescarse físicamente. Como triatletas o corredores, estás constantemente pensando en entrenar.

Ya sea que se trate de la carrera en la que te encuentras actualmente, la sesión que viene, la próxima carrera que has planeado, tu bebida de recuperación o a qué hora te vas a la cama.

Una cosa que he aprendido es que está bien no pensar en correr todo el tiempo. ¡No tienes que sentirse culpable por disfrutar de una actividad relacionada que no es la ideal para tu entrenamiento!

No de obsesiones con una sola carrera

Si eres como yo, esta mentalidad puede volverse en contra tuya y no es saludable consumirse con una sola cosa.

Y si bien es importante tener un objetivo principal en la vida, y aceptar el compromiso de que debes dedicarte a ello, siempre existe la posibilidad de que sucedan cosas, como lesiones, enfermedades e incluso aburrimiento, donde la vida te llevará lejos de los kilómetros por un tiempo, entonces, ¿qué haces entonces?

Aquí es donde te das cuenta que has perdido tu gran apuesta y no sabes qué vas hacer.

Consejos para encontrar el equilibrio en el deporte

  • Recuérdate a ti mismo que correr no es el final de la vida. Creo que si puedes establecer esto en tu mente, encontrar y permitirte algo de equilibrio vendrá mucho más fácilmente.
  • Dedica media hora o una hora al día para ti. Quítate los entrenadores y tómate un tiempo lejos de correr, tensiones de la vida o trabajar. Haz algo relajante, como hacer el amor o leer un libro.
  • Márcate otros objetivos que te mantendrán ocupado más adelante.Para mí, esto es sacarme un curso o título, pero las posibilidades son infinitas. Haz un trabajo que disfrutes, ahorra algo de dinero,  construye una casa, ser voluntario, o yo que sé, las posibilidades son infinitas.
  • Pasa tiempo con amigos y familiares. Una noche con comida para llevar o un día de compras. Tienes que tomar días de descanso, así que haz algo con ellos, ¡y luego podrás afrontar el siguiente día de carrera! Esta es muy importante ojo.

Pero ¿Por qué el equilibrio importa?

Ponerte a correr, entrenar y competir con una mentalidad relajada, equilibrada y feliz te da más libertad. Hay muchas ocasiones en que no puedes cambiar algo que ha sucedido, y ser capaz de alejarte de una mala sesión o carrera, desconectarte y olvidarlo hace que sea mucho más fácil salir por la siguiente sesión.

Yo no me di cuenta hasta que pasé tiempo con un grupo de atletas que descubrí lo genial que es salir y correr cuando no se está pensando demasiado en el antes, durante y después del entrenamiento.

Me sentí nuevo en lugar de agotado cuando salgo a correr, y lo más importante, estaba corriendo mejor sin el estrés constante de pensar continuamente en mi rendimiento.

El equilibrio es necesario para beneficiar no solo tu rendimiento de carrera sino también tu rendimiento mental.

No subestimes el valor que tiene el tiempo de inactividad en tu tiempo de entrenamiento. Son las pequeñas cosas que suman al todo.