¿Es peligroso el ciclismo?

¿Es peligroso el ciclismo?

Estadísticamente, el ciclismo es mucho más seguro de lo que nos pensábamos muchos ciclistas, aunque algunos dan una mayor importancia a lo que se imaginan, más que a la realidad.

Tres investigadores de la Universidad de Auckland acaban de publicar un documento que examinan cómo es de peligroso montar en bicicleta.

Y se resume en lo siguiente:

En términos de lesiones moderadas, el ciclismo no es más peligroso estadísticamente que muchas actividades recreativas y diarias, y en algunos casos es mucho más seguro.

La comparación con actividades como el rugby y el snowboard no es muy acertada pero argumentan que el riesgo absoluto de lesión en ciclismo es muy pequeño.

Teniendo en cuenta las lesiones que llevan a denuncias u hospitalizaciones, encontramos que estas ocurren aproximadamente 9 veces de cada 100.000 viajes cortos en bicicleta urbana.

La posibilidad de recibir una lesión lo suficientemente grave como para ir al hospital.

Dicen que «si montas una bicicleta tres veces a la semana, la mayoría de las semanas, la probabilidad de sufrir una lesión grave te sucedería cada 70 años».

Por lo tanto, ¿por qué ese miedo o pensamiento si estadísticamente el riesgo de lesión es «poco común»?

La respuesta, según uno de los autores, es cultural.

Por ejemplo, las campañas de promoción del ciclismo con mensajes orientados a la seguridad como «Compartir la carretera» han fortalecido, tal vez involuntariamente, el marco social del ciclismo como una actividad inherentemente peligrosa.

Es una pregunta interesante y diría que los autores están en el camino correcto.

Pero hay más. Hace algunos años… hubo un debate  en Australia en la década de 1980 alrededor de la ley de utilización del casco, esto contribuyó a una mayor percepción del ciclismo como una actividad especialmente peligrosa.

Te puede interesar: El ciclista debe ser delgado ¿Pero donde está el límite?

Lo importante aquí es que fue el debate el que moldeó las actitudes e «hizo el daño», no la ley per se; La polémica cimentó la idea de que el  ciclismo era algo arriesgado.

Incluso si la ley no hubiera pasado, creo que el ciclismo en las carreteras todavía sería casi universalmente visto como peligroso.

Otra razón por la que se considera que el ciclismo es más peligroso de lo que los números sugieren podría ser la alta frecuencia de lesiones relativamente menores sufridas por los ciclistas, como las rozaduras y los moretones causados ​​por las caídas, que perjudican pero no requieren una visita a emergencias.

Hay muy pocos ciclistas que no han sufrido algo parecido.

Quizás estas pequeñas lesiones recuerdan a los ciclistas su vulnerabilidad y amplifican la idea de que podría haber sido mucho peor.

El comportamiento de los conductores hostiles e irreflexivos hacia los ciclistas también es parte de la explicación.

Pero en mi opinión la razón principal es simplemente que hemos llegado a ver las carreteras como un peligro para todos los usuarios.

Consideramos que viajar en coche es mucho más seguro que montar en bicicleta; Según los autores,

«El riesgo de lesiones por millón de horas recorridas es un 75% menos para los vehículos de motor en comparación con las bicicletas»

Sin embargo, todavía no creemos que conducir esté cerca de ser lo suficientemente seguro; Continuamos gastando enormes cantidades de dinero en iniciativas diseñadas para mejorar aún más la seguridad.

Estas iniciativas incluyen el diseño de carreteras y la gestión del tráfico para que el automóvil sea más seguro, por ejemplo, más Autopistas, programas de puntos negros.

También damos una enorme atención a mejorar la seguridad de los vehículos de motor, como cinturones de seguridad, airbags múltiples, frenos antibloqueo, control de tracción, control electrónico de estabilidad…

Te puede interesar: ¿De pie o sentado cuando subes en bici?

Ahora hay una nueva generación de características de seguridad inteligentes introducidas como advertencia de colisión delantera, asistencia de frenado automático, advertencia de punto ciego, asistencia de mantenimiento de carril, reposacabezas activos y control automático de la presión de los neumáticos.

Parece que nuestro umbral para un nivel aceptable de seguridad en el automóvil nunca puede ser lo suficientemente, es decir, debe ser cero.

Por lo tanto, si estamos dispuestos a llegar hasta donde haga falta para proteger a los conducores que ya tienen la ventaja de tener un habitáculo de metal que los proteja  y diversas tecnologías de seguridad,

¿Nos sorprende que el ciclismo en las carreteras se considere demasiado peligroso?

La probabilidad de sufrir un accidente grave en bici como afirman los autores, es muy reducida pero parece que prácticamente todos los que no hacen ciclismo siguen viéndolo como un riesgo.

Lo ideal es que los gobernantes pongan los mismo esfuerzos de seguridad al igual que para los conductores.

Esto requiere acciones como la construcción de redes de carril bici por separado Y, donde se comparte el espacio vial, imponiendo mayores multas y acciones para proteger a los ciclistas.

¿Y tú que piensas al respecto? ¿Es peligroso el ciclismo? ¿Podremos convivir de forma seguro tanto conductores como ciclistas?

Puedes dejar tus comentarios aquí abajo.

También os dejo un enlace a la dirección general de tráfico sobre ciclismo, puedes ver toda la info aquí.

Artículos relacionados: