Cómo evitar el dolor de cuello cuando vas en bicicleta

Son muchos los compañeros que se quejan de dolores en el cuello cuando montan en bicicleta (sobre todo si están empezando). Recuerdo mis primeras salidas que sufría más posturalmente que por el ejercicio en sí.

A continuación os explicamos cómo el ciclismo puede afectar a los músculos del cuello y algunos pasos simples que puedes tomar para mejorar la posición y evitar el dolor de cuello.

¿Qué es el cuello?

El cuello comienza en la base del cráneo y se conecta a la columna torácica (la parte superior de la espalda) a través de una serie de siete segmentos vertebrales, denominada columna cervical.

¿Como funciona?

El cuello se compone de varios músculos, que incluyen el esternocleidomastoideo y el trapecio. Los músculos del cuello interactúan para iniciar el movimiento de la cabeza en todas las direcciones y también se contraen para ajustar la postura de la cabeza.

Te puede interesar: ¿De pie o sentado cuando subes en bici?

¿Qué ocurre cuando monto en bicicleta?

El ciclismo implica periodos prolongados en los que el cuello está hiperextendido (inclinado hacia atrás), particularmente cuando la bicicleta está configurada con una gran caída del manillar, es muy frecuente cuando se realiza una contrarreloj, por ejemplo.

Esta posición puede causar que los extensores profundos del cuello se fatiguen y se pongan rígidos. Cuando esto ocurre, el músculo del trapecio, que se empieza desde la base del cráneo hasta el hombro, comienza a soportar el peso de la cabeza. Con el tiempo, los ciclistas pueden desarrollar rigidez y dolor en el trapecio superior y los músculos del cuello.

¿Cómo solucionarlo?

Levanta ligeramente tu manillar y cambia las posiciones de las manos a intervalos regulares. Asegúrate de que siempre haya una ligera flexión en los codos, ya que esto alivia el estrés que se ejerce sobre el cuello y los hombros.

Para fortalecer el trapecio inferior deberías hacer ejercicios dos o tres veces por semana junto con ejercicios de estiramiento y masajes.

Te puede interesar: El ciclista debe ser delgado ¿Pero hay algún límite?

Todo ello contribuirá a la desaparición del dolor de cuello y que puedas practicar de forma sana y cómoda de tu deporte favorito.

Por supuesto, recomendamos desde el Último Triatleta que en caso de duda acudas a un especialista o te hagas un estudio biomecánico. Muchas veces cometemos el error de invertir mucho en nuestro material y dar de lado otros aspectos importantes como pruebas de esfuerzo, estudios biomecánicos, análisis de sangre, dietas…

Si eres un deportista que coges las bicicleta dos o tres veces a la semana deberías tenerlo en cuenta.

Muchas gracias por leernos y nos vemos en los entrenosss!!!