Claves a la hora de utilizar geles energéticos.

Con una mayor comprensión de la nutrición deportiva, correr más rápido o montar en bicicleta durante más tiempo nunca ha sido tan fácil.

Desde bebidas deportivas hasta barritas energéticas, hay cientos de productos que nos podemos encontrar en el mercado, pero posiblemente la forma más conveniente y eficaz de a portar energía a tu cuerpo mientras entrenas son con geles energéticos.

Los geles son fáciles de encontrar, pero si tienes dudas de cómo comprarlos puedes obtener más información en 3NutritionPro.com

¿Por qué usarlos?




Si estás entrenando para una carrera de ciclismo en ruta, triatlón o maratón, utilizar unos geles energéticos será la opción más inteligente, siempre y cuando sepas cómo funcionan, y cómo usarlos para obtener el máximo rendimiento.

Debido a que los carbohidratos se almacenan tanto en los músculos como en la sangre, tu rendimiento el día de la carrera depende del uso del glucógeno almacenado en el músculo.

Para que el glucógeno llegue a los músculos, primero debe atravesar la pared intestinal y luego ser absorbido por los músculos. Este proceso lleva tiempo y no es muy eficiente.

Sin embargo, los geles a menudo te «despertarán» de una manera muy notable porque nuestro cerebro solo funciona con la glucosa almacenada en la sangre.

A medida que los músculos comienzan a absorber más glucosa en la sangre, el cerebro obtiene menos glucosa y comienza a nublarse (probablemente hayas notado esta sensación en tus carreras largas, o si has salido con la bici sin comer lo suficiente).

A menudo, unos geles para ciclismo ayudarán a la mente a sentirse energizada, pero no cantes victoria porque no evitarás el dolor en las piernas. ;)

En resumen, los geles energéticos ayudan a reponer el glucógeno y las calorías que estás quemando cuando vas en bici o corres de forma intensa. Sin embargo, no son muy eficientes ni son un reemplazo simple de uno a uno, por lo que el tiempo y la frecuencia son factores críticos para evitar el temido bajón o «pájara».

Consejos importantes

1. Cómo tomar geles energéticos si tienes problemas estomacales:

Como hemos hablado antes, es posible que tu estómago se cierre durante la segunda mitad de la carrera. Si esto te sucede y no has podido tomar geles energéticos al final de la carrera, intenta comer solo una pequeña porción del gel, pero en intervalos más cortos.

Por ejemplo, come 1/4 del gel cada 20 minutos. Todavía tendrás la energía que necesitas, pero le sentirá mejor a tu estómago a la hora de dirigirlo sin sentir problemas estomacales.

2. Siempre toma geles energéticos con agua.

Siempre toma geles energéticos con agua, nunca solo y nunca con una bebida deportiva.

Sin agua, los geles energéticos tardarán más en digerir y entrar en el torrente sanguíneo. Si tomas un gel energético con una bebida deportiva, corres el riesgo de ingerir demasiada azúcar  a la vez. En conjunto, un gel y una bebida deportiva podrían estar aportándote más de 60 gramos de azúcar al cuerpo y eso puede ser una auténtica bomba.

Con estas simples, pero importantes claves, podrás mantenerte bien alimentado durante la competición que te has estado preparando durante meses. Recuerda que esto también forma parte del entrenamiento y que nunca pruebes ningún gel el día de la carrera. Siempre pruébalos en los entrenamientos.

Nos vemos en los entrenos!!

Te puede interesar: